La famille de l'Incarnation

Fraternidades de la encarnacion

menu

Portada del sitio > Immaculée Conception Niort > Notre histoire > Nos origines > Celebración del día de la Encarnación en Vitoria

Celebración del día de la Encarnación en Vitoria

Los laicos del grupo EMAÚS, de la Familia de la Encarnación de Vitoria, celebran, junto con las hermanas Ursulinas de Jesús de las comunidades de San Martín y Sansomendi, la fiesta de la Encarnación.

Así como en la Pascua de Resurrección celebramos el triunfo del Señor sobre la muerte, el día 8 de abril de 2013 celebramos el triunfo de la fe sobre las dudas : “ LA ENCARNACIÓN “ .

Fue una fiesta familiar en la que nos reunimos la comunidad de religiosas Ursulinas y los laicos que formamos parte de la “Familia de la Encarnación en Vitoria”
Fue una celebración viva y gozosa que comenzó saboreando la mesa de la Eucaristía en nuestra comunidad Parroquial de San Martín y que acabo a si mismo compartiendo y saboreando la mesa de las viandas con que nos agasajaron las hermanas.

Al Padre Baudouin le gustaba leer la Biblia.

Llegada la hora de la despedida con pena pero llenos de alegría vibraban en nuestro espíritu las palabras del Padre L. M. B.

“Que los hombres admiren lo que quieran: para nosotros nada nos parece admirable sino la Encarnación y sus divinas consecuencias, Si quieren creerme, no acudiremos a otra escuela: ésta nos basta.

(Carta del 21 de marzo de 1825)
Jesús de las Heras

Otro miembro del grupo de la Familia EMAÚS de Vitoria nos da un testimonio de vida.

Seis años como voluntario de Cáritas

La Encarnación, escuela de libertad.

Cuando comencé a colaborar como voluntario de Cáritas en el año 2006, se me ofreció la oportunidad de acompañar a personas inmigrantes, ayudando a su integración en nuestra sociedad.
Primero fue como ayuda al conocimiento de nuestra lengua, en función que denominamos como “conversación estructurada.”
Más tarde entré a colaborar en la tienda de la venta ropa y calzado de segunda mano. Allí me encontré con personas inmigrantes a las que Cáritas ofrecía una ayuda económica a cambio del trabajo realizado en la propia tienda.
Tengo que decir que a pesar de mis propias reticencias el trato con personas inmigrantes, campo este que yo desconocía, todo para mi ha sido positivo.
Poco a poco he podido comprobar que a pesar de nuestras diferencias de culturales, son personas con las mismas inquietudes que cualquiera de nosotros .Ellos llegan de sus países buscando una vida mejor para ellos y sus familias.

Reunión en Chavagnes de la Familia de la Encarnación

Día a día he ido descubriendo a través de mi participación en el Grupo de Emaús “de la Familia de la Encarnación” que lo que verdaderamente me impulsa y anima es esta verdad:

” Desde que Dios se hizo Hombre todo rostro humano es reflejo de Dios”.

Pero lo más grande, es reconocer el gran amor que Dios tiene a toda la humanidad , se hizo HOMBRE Y HABITA ENTRE NOSOTROS.
He podido contrastar opiniones y experiencias que han enriquecido mi forma de ser y de pensar. A través de un trato continuado, hemos ido formando lazos de amistad, buscando siempre la forma de ayudarles a que se encuentren bien entre nosotros y puedan integrarse plenamente en nuestra sociedad.
Por desgracia la situación actual de crisis continuada dificulta mucho a que ellos puedan adquirir su propia autonomía y no dependan de las ayudas sociales. No obstante continúan esforzándose en el aprendizaje de nuestro idioma y realizando cursos de formación. En esta tarea estamos dispuestos a ayudarles acompañándoles a salir adelante hasta que encuentren su camino definitivo.

Emilio Medrano
Delegado

VITORIA 2 DE MAYO 2013